La salud de los españoles es “extremadamente buena”

Lo dice la Organización Mundial de la Salud (OMS), la salud de los españoles es “extremadamente buena”, según la mayoría de los parámetros analizados. Sólo un “pero”, el sobrepeso y la obesidad pueden hacer cambiar esta buena situación en el futuro.

En la presentación en Londres de un informe sobre 53 países se destaca, por ejemplo, nuestra elevada esperanza de vida, que es de 79,5 años para los hombres y 85,5 para las mujeres. En este sentido, apuntan que “las mujeres españolas viven más que todas las demás en Europa. Eso es un logro tremendo”.

Según la OMS, la salud de los españoles es “extremadamente buena”.

Según la OMS, la salud de los españoles es “extremadamente buena”.

Para que esto sea así, explican, se produce gracias a una combinación de estilo de vida y dieta, aunque también recuerdan que es muy importante el sistema sanitario del país.

Añaden que en España se disfruta de la dieta mediterránea, “con bastante aceite de oliva y relativamente pocas grasas saturadas”, pero inciden en que el hecho de que la obesidad se incremente no se debe solo a la dieta que se realice, sino que influye de manera notable la actividad física, cada vez menor entre las generaciones más jóvenes.

Al respecto, una experta de la OMS ha dejado claro que si la obesidad sigue aumentando puede poner en riesgo los buenos resultados que se han logrado en el ámbito de la salud y ha hecho hincapié en que “eso sería una tragedia innecesaria” porque la obesidad, el alcohol y el tabaco “son riesgos que se pueden evitar”.

A España le sigue Noruega en este indicador de salud. A la cola se sitúa Ucrania. Por otra parte, los países en los que más extendida está obesidad son Andorra, donde el 29,5% de los adultos la sufre, y el Reino Unido, donde la prevalencia es del 28,1.

Otra causa de nuestra buena salud es que todas las causas de mortalidad, como las enfermedades infecciosas, enfermedades no transmisibles y causas externas del tipo accidentes y envenenamientos, están descendiendo igual o por debajo d la media de la UE.

Sobre las cuatro principales enfermedades no transmisibles (dolencias cardiovasculares, cáncer, diabetes y dolencias digestivas), su prevalencia está decreciendo entre los hombres españoles de entre 30 y 69 años igual que en el resto de la UE, mientras que entre las mujeres está por debajo.