Cuidados ante una ola de calor

Cuidados ante una ola de calor

En el verano, es normal que en algún momento se lleguen a temperaturas muy altas. Lo que hay que hacer es saber cómo prevenir y estar preparados para ello, para que no nos de mayores problemas. En el blog de loaseguro, Seguros de Salud te contamos algunos cuidados ante una ola de calor que puedes sufrir.

Cómo actuar ante una ola de calor

Cuando aparece la ola de calor, hay algunos efectos que nos pueden aparecer en nuestro cuerpo.

De los más habituales son por ejemplo el agotamiento con malestar, dolor de cabeza, náuseas, vómitos, entre otros. También aparece la deshidratación, el estar decaído o los calambres con la pérdida de sales.

Si se sufre un golpe de calor de repente, los vómitos, el dolor de cabeza, el tener la piel caliente o los mareos, son algunas de las consecuencias.

Está claro que ante esta situación, lo que hay que hacer es protegerse y evitar los inconvenientes que nos trae el calor.

Las siguientes son algunas indicaciones de expertos que puedes aplicar ante estas circunstancias:

Beber mucho agua

La hidratación es una de las claves en lo que se refiere al calor. Cuando bebemos agua lo que hacemos es dar a nuestro cuerpo la hidratación que necesita. Así, evitamos perder las sales minerales.

Por supuesto que debes de evitar de alguna forma el consumo de alcohol y de cafeína, de lo contrario, va a hacerte daño.

Seguro medico

Cambios de temperatura bruscos

Si sufres cambios de temperatura bruscos, sufrirás las consecuencias propias de un golpe de calor.

Hay que tener cuidado con pasar de un sitio frío, por e aire acondicionado al exterior donde hay mucho calor.

Horas para hacer deporte

Las horas para hacer deporte y esfuerzos físicos deben de ser por la mañana o a última hora de la tarde. Ahí es cuando bajan las temperaturas y entonces no afectará tanto a nuestro cuerpo.

En caso de tener que hacerlo en otra hora, hay que intentar quedarse en la sombra y cubrir siempre la cabeza.

Ropa ligera

La ropa ligera para el verano es aquella ropa que es de algodón. Se recomienda el uso de colores claros. Así es como conseguirás evitar que el cuerpo reciba mayores rayos solares.

Si utilizas ropa ajustada, lo que hará es hacer que retengas más líquidos y que se genere mayor calor corporal.

Protección solar

Sea como sea que esté el día debes de aplicarte protección solar. Lo ideal es que te lo apliques 30 minutos antes de salir. Esa protección solar, debe de ser de al menos 30 spf. Para las personas más vulnerables al sol, lo mejor es de 50 spf.

Refresca el ambiente

En tu hogar, cierra las personas o cortinas que hacen que estes más expuesta al sol. Así, podrás refrescar el ambiente. También utiliza un aire acondicionado o ventilador para ello.

Y por supuesto, si aplicas estos cuidados ante una ola de calor y aparecen los efectos, acudir a emergencia. No hay que esperar a último momento, apenas aparecen los síntomas, se deben de tratar. Si tienes un seguro médico, consulta con tu especialista.

Si tienes dudas consulta a tu Médico y si no tienes un Seguro de Salud, te hacemos un presupuesto gratuito: Presupuesto Seguro de Salud